Ahorro

Aprovecha estas vacaciones para repasar tu situación financiera

Si las vacaciones te dejarán tiempo libre y no contemplas salir de casa, quizá sea una buena oportunidad para replantear tu manejo del dinero y pensar en tu futuro.

Por Ivo Esqueda

-
Cuando evitas el tema de tu situación financiera por falta de tiempo, este pretexto no funcionará por siempre. (Pixabay)

Cuando evitas el tema de tu situación financiera por falta de tiempo, este pretexto no funcionará por siempre. (Pixabay)

En estos días de descanso que proporcionan las vacaciones de verano, habrá quienes aprovechan la oportunidad de replantear las cosas en esos momentos de reflexión, y la cuestión de las propias finanzas personales es un buen punto de partida. La verdad es que, para considerar los aspectos básicos, no necesitas todo el verano sino un par de momentos en los que repases tu situación financiera, y si quieres tomarlo en serio, siempre habrá buenos manuales a los que puedas dedicarle más tiempo para estar definitivamente al mando de tu dinero, y crear un presupuesto que te permita hacerte de un buen ahorro.

Define objetivos

Una labor que puede ser complicada o incluso abstracta como la planeación financiera las dudas pueden hacer que titubees, al no tener claro cómo lograr esa tarea. Comienza con algo cercano a ti, y esencial para que todo lo demás tenga sentido. Ponle nombre, dale forma a eso que quieres conseguir de forma objetiva.

Piensa en lugares y acciones específicas, comprar ese auto que quieres, ser propietario de una casa, asegurar la educación de tus hijos, qué hacer al retirarte o independizarte financieramente. Allí es cuando el proyecto de vida comienza a tener forma reconocible y puedes poner los pies en la tierra para comenzar a dar los pasos en la dirección correcta. Teniendo esas ideas, ya es más fácil asignar los números a algo que sí tiene sentido.

Empieza por tu futuro

Algo que pasa comúnmente es que se ahorra al revés. Al recibir el sueldo, comenzamos a administrarlo en los gastos fijos – y a veces en consumos innecesarios- para ahorrar lo que sobra, si es que queda algo dejándolo en la cuenta a modo de ahorro.

Si corriges esto, a favor de tu “yo del futuro”, puedes hacerlo a la inversa, no importa el monto exacto, pero sí que se convierta en algo constante, que te permita hacerlo un hábito. Asigna el 5, 10 o 15% de tus ingresos, por ahora, que más adelante podrás aumentarlo si es posible.

Ten un respaldo

Con ese ahorro que vayas comenzando a hacer de forma periódica, lo primero que debes construir es un fondo de emergencias. Esto es alguna cantidad de dinero guardado para un caso urgente de necesidad, pero a la mano por si se requiere.

El monto de este primer ahorro puede variar, algunos expertos aconsejan que un aproximado de 12 meses de gastos fijos puede ser un buen punto de partida. Ajustando según circunstancias como la estabilidad del trabajo, si tienes hijos o si eres soltero. Entre menos seguros sean tus ingresos y más gastos fijos tengas, te conviene tener un fondo mayor.

Invierte

Aunque los optimistas puedan decir que sólo es por unos meses, lo cierto es que la inflación ya está afectando nuestros bolsillos. Por eso, el dinero en tu cuenta del banco no solo cobras intereses, sino que la institución te cobra comisiones. Por ello y frente la alternativa de que tu dinero pierda poder adquisitivo al retirarlo, no hay más opción que entrarles a los mercados financieros para poder ver rendimientos.

Si buscas replantear tus finanzas personales, parecerá todo muy confuso si no tienes un objetivo y metas, empieza por allí. (Pixabay)

Mucha gente no se atreve a dar ese paso porque parece algo complicado, pero con el tiempo se ha ido haciendo más fácil y accesible, para entrar a invertir en la bolsa, pero sin arriesgarse demasiado. En el caso de los que ya invierten, la apuesta ahora es analizar si su cartera está diversificada. Esto es, no apostarlo todo a una sola inversión y tener varias opciones con varios niveles de riesgo, viendo a largo plazo para que en su momento disfrutemos de las ganancias de hacer esto en el presente y que haya valido la pena.

Automatiza

Tu principal enemigo como inversor puedes ser tú mismo, o más bien, tus emociones. Si crees que siempre tomas decisiones objetivas, puede bastar un movimiento relativamente brusco en los mercados para hacer que desistas de tus proyectos a largo plazo.

Lea Las vacaciones que necesitas, sin arruinar tus finanzas personales

Lo mejor para evitar tirar la toalla, es hacer inversiones automáticas y regulares. Al mes, al trimestre o cuando sea, pero que estén programadas, ya que no puedes saber qué ocurrirá después, tú sigue apostando a tu futuro.

Controla costos

No tiene ningún sentido pagar de más por algo que no te remunera como se supone, y lo mismo aplica para las inversiones. Si ya tienes fondos en cuentas de inversión, date el tiempo de analizar cuánto te cobra la institución por el manejo, y si estás recibiendo las ganancias que ese costo debería brindarte. Menos comisiones, a más plazo puede redundar en más rendimiento, por lo que revisar bien esos números puede recompensarse tomándote alguna bebida con el dinero que te ahorres.

Asesórate

Algunas personas y familias consiguen organizarse en materia financiera y en las inversiones, pero también hay quienes necesiten alguna orientación para hacer las cosas mejor. Si tienes tiempo libre en tus vacaciones, puedes buscar esa asesoría que te encamine para alcanzar tus metas y aspiraciones.

Para ello, como en cualquier otro caso, es esencial comparar antes de tomar tu decisión, averiguando de paso cuánto cuesta la asesoría y si explican a fondo todo el potencial de tus ahorros, y el riesgo que te conviene asumir.

Para más información sobre este y otros temas visita la sección de Ahorro de Mi Bolsillo.

Síguenos en

Ivo Esqueda

Egresado de la Facultad de Estudios Internacionales y Políticas Públicas de la Universidad Autónoma de Sinaloa. Observador del cielo y la naturaleza; aficionado de la música y literatura.

Ver más

Recibe todas las noticias en tu e-mail

Debes completar tu e-mail Debes completar un e-mail correcto.
Ya estás suscrito a nuestro newsletter. Pronto recibirás noticias en tu correo.

Suscribirse implica aceptar los Términos y Condiciones

Sigue leyendo

Más de Ahorro