'Nueva normalidad', ¿nuevos gastos?
Ahorro

'Nueva normalidad', ¿nuevos gastos?

Con la llegada de la pandemia, tendremos que aplicar nuevos hábitos financieros para hacerle frente a todos los cambios que han llegado para quedarse, te diremos algunos de ellos y qué puedes hace para cuida tu bolsillo

Por: Agencia Reforma

La 'nueva normalidad' conlleva regresar a tus actividades con el Covid-19 aún presente. ¿Cómo afectará esto a tu bolsillo? ¿Tendrás que ajustar tu presupuesto?

El panorama actual y a futuro

La pandemia de Covid-19 es un acontecimiento único en la historia moderna, ya que no sólo se trata de una crisis económica y sanitaria, sino también de una crisis social y política.

Por lo tanto, debes estar consciente de los nuevos gastos que conlleva regresar a tus actividades con el virus presente y cómo afectará a tu bolsillo, pues mientras no haya una vacuna contra el Covid-19 o un medicamento que lo mitigue, debes mantener un equilibrio entre tu economía y tu salud.

La "nueva normalidad" es la regulación de actividades sociales, laborales, económicas, educativas y culturales. Se le llama así porque mientras existan casos de Covid-19 en México, hay riesgo de un nuevo brote: es la definición del subsecretario de Salud, Hugo López-Gatell

1. Los nuevos gastos

  • Transporte seguro. Si debes volver ya a tu trabajo, considera el gasto de transportarte en taxi o alguna app tipo Uber, pues lo ideal es mantener el mínimo contacto con focos de contagio altos, como el Metro y los camiones de transporte público. 
  • La limpieza. Antes y durante la 'nueva normalidad', la compra de cubrebocas, caretas, cloro, etcétera, son el nuevo gasto fijo de los hogares mexicanos. Inclúyelos desde ya como un apartado en tu presupuesto, pues se han vuelto productos de primera necesidad.
  • Alimentos saludables. Mantener el sistema inmunológico en buen nivel es uno de los temas que la gran mayoría ha pasado por alto. Debes priorizar el alimentarte mejor, sobre todo si eres pilar de familia.
  • Home office cómodo. No todos cuentan con las herramientas para un óptimo trabajo desde casa, por lo que es común que productos como reguladores de electricidad, escritorios y hasta un mayor contrato de MB de internet se vuelvan, por ahora, imprescindibles.
  • Asegurar la salud. Los contagios de Covid-19 continúan y la mayoría de los hospitales públicos están al tope de su capacidad. Éste es el momento ideal de contemplar la adquisición de un seguro de gastos médicos mayores o de vida.
  •  Si utilizarás tu tarjeta de crédito, que sólo sea en aquellos gastos indispensables o que su adquisición te beneficie a largo plazo y cuídate de acumular pequeñas compras que por sí solas parecen pagables, pero que al final del mes pueden absorber todos tus ingresos.

Lea 5 tips para que tu refrigerador dure más y gaste menos luz

Lea Precavido, impulsivo, analítico o derrochador, ¿cómo usas tu dinero?

2. ¿Cómo se modificó el consumo?

Tras la pandemia, el comportamiento del consumidor mexicano cambió ante el confinamiento y el impacto sin precedentes en los ingresos familiares.

De acuerdo con una análisis de la consultora EY, un 91 por ciento de los mexicanos encuestados ha sufrido un impacto negativo en sus finanzas y el 58 por ciento experimentó una reducción de por lo menos un 60 por ciento en sus ingresos.

Además...

  • 65% ha tenido que disminuir su consumo de productos esenciales debido a una reducción en sus ingresos
  • 91% gasta menos en ropa, cosméticos, tabaco y bebidas alcohólicas
  • 45% gasta menos en productos de cuidado personal
  • 65% gasta menos en comida y en bebidas
  • 41% incrementó la compra de productos de limpieza
  • 30% compra marcas más económicas
  • 55% compra a través del sitio web de Walmart (incluyendo Superama)
  • Mientras continúe la pandemia:
  •  45% seguirá en modo ahorro en productos esenciales
  •  89% seguirá reduciendo el gasto de productos no esenciales

3. ¡Cuida tu bolsillo!

Es muy importante tomar esta crisis como un aprendizaje y la oportunidad de mejorar tus hábitos financieros. Así que ahora más que nunca, ahorra lo que puedas.

  1. Abre un fondo de emergencia. Ya que por ahora, el gasto destinado a ocio está en una pausa, puedes emplear ese dinero para crear un 'colchón' financiero para imprevistos.
  2. Nada de compras de pánico. El que corras a adquirir grandes cantidades de productos porque los demás lo hacen no sólo causará desabasto en el mercado, también hará que, al no tener planeado este gasto, le destines recursos de rubros esenciales como el pago de servicios.
  3. Haz un presupuesto. La mejor manera de ahorrar comienza con llevar un control de lo que se gasta. Si detallas a qué destinas tu dinero podrás saber cuánto necesitas generar para vivir, cuánto de eso puedes guardar y en caso de desempleo, cuántos meses puedes aguantar sin una entrada de efectivo.
  4. Evita situaciones que puedan conducir a una deuda excesiva. Ante la incertidumbre económica de los próximos meses, plantéate retrasar gastos no vitales como remodelaciones del hogar, compra de electrodomésticos o un nuevo préstamo de nómina.

 

TE RECOMENDAMOS