Por qué mi seguro de gastos médicos cuesta más caro o más barato
Seguros

Por qué mi seguro de gastos médicos cuesta más caro o más barato

Además del tipo de cobertura que contrates con la aseguradora, puedes revisar estas variables para reducir los costos de tu seguro de gastos médicos mayores.

Por: Rodolfo López Millán

Un seguro de salud protege el bienestar de tu familia y de paso cuida de tus finanzas personales ante gastos inesperados. Generalmente, las aseguradoras cubren pagos por atención médica, hospitalización, medicina y tratamientos, a cambio de una cuota periódica que el titular debe saldar. Respecto al costo del servicio, además del tipo de cobertura que contrates, la Condusef identifica estas variables que debes tener en cuenta al momento de contratar un Seguro de Gastos Médicos Mayores

DEDUCIBLE 

El monto específico dependerá de los términos en tu contrato, pero pueden encontrarse desde los cinco hasta los cien mil pesos. Se trata de un pago necesario para poder hacer efectiva la cobertura de seguro en caso de que fuera necesitarlo. Es decir, debes pagar el deducible para que la aseguradora comience a cubrir el resto de gastos. 

Toma en cuenta que la cantidad se relaciona también con tus mensualidades; entre más alto sea el deducible menor será la prima del seguro, y mientras más bajo el primero, más caros serán tus pagos periódicos. Otra cosa, considera que por lo regular las aseguradoras no responden por gastos menores al deducible. 

Te sugerimos leer: Cómo me preparo para tener dinero en caso de una emergencia médica

COASEGURO

Además del deducible, es común que las compañías compartan un porcentaje del total del gasto con el titular. Dicho porcentaje se define de forma distinta para cada enfermedad, y normalmente va desde el 5 hasta el 20%.

RED HOSPITALARIA 

Básicamente se trata de los hospitales afiliados a la aseguradora. En otras palabras, los centros médicos que tienen convenio de pago con tu compañía de seguros; lugares en que puedes atenderte y será válido solicitar la indemnización. Pensando en que hay hospitales más costosos que otros, piensa que esta variable puede encarecer un seguro considerablemente.  

COSTOS ADICIONALES 

Será de suma importancia que revises con atención el contrato antes de firmar. Indaga sobre cada cláusula en busca de términos y condiciones que puedan representar gastos extras. Por ejemplo, algunas coberturas generan cargos adicionales para cubrir emergencias en el extranjero, si esto no se adapta a tus necesidades podrías eliminar el beneficio y ahorrar algo de dinero.

Adicionalmente a lo que ya dijimos, existen otros factores importantes como el historial médico y la edad de los beneficiarios. Pensando que la probabilidad de necesitar atención médica incrementa en medida en que envejecemos o según nuestros padecimientos, la aseguradora puede compensar riesgos financieros aumentando la tarifa del seguro.

En resumen, preocúpate de conocer los términos generales y cualquier condición especial que aplique en tu póliza y cobertura. Así también, nunca elijas la primera alternativa que se te presenta; busca y compara diferentes opciones para que encuentres la que más te convenga. En relación a esto último, puedes usar el Simulador de Gastos Médicos Mayores de la Condusef: (https://phpapps.condusef.gob.mx/condusef_gastosmedicosGMM/index.php).

Te sugerimos leer: Condusef: ¿Cuáles son los mejores seguros de gastos médicos?

Finalmente, busca que el seguro se adapte a tus necesidades y estilo de vida. Inclusive, si cuentas con Seguridad Social, piensa que seguro privado puede complementar bien el servicio público para trabajadores; asistirá en traslados en ambulancia, pruebas de laboratorio, intervenciones quirúrgicas y cualquier otro servicio no cubierto como derechohabiente.

Para más información de éste y otros temas visita nuestra sección de Seguros.

Síguenos en

Temas

Comentarios

TE RECOMENDAMOS