El testamento debe realizarse en pleno uso de facultades mentales. Foto ilustrativa Pxhere
Seguros

Tramitar el testamento es heredar seguridad

 Si llega a faltar y no expresó su voluntad en un documento legal, sus seres queridos tendrán problemas

Por: Mi Bolsillo

¿Ha escuchado de dramas familiares que se han desatado a causa del pleito por una herencia? No deje que pase lo mismo en su familia si tiene propiedades por heredar.

Lea también: Esto pasa si sacas el dinero de tu afore antes de tiempo

Un testamento es un documento legal donde plasmará su voluntad de quién o quiénes serán las personas que recibirán su patrimonio.

Si llega a faltar, lo hará con la tranquilidad de que el documento que redactó  en vida tendrá validez ante la ley.

No basta con que de palabra haya hablado con sus seres queridos sobre cómo se iban a repartir sus bienes. Lo mejor es que todo esté asentado por escrito y avalado por un notario público, que es el funcionario facultado para este tipo de trámites.

Lea también: Trabajadores conflictivos ¿Cómo afectan a tu empresa?

De acuerdo con el Registro Nacional de Avisos de Testamentos (Renat), los testamentos se clasifican en dos grupos: ordinario y especial.

TESTAMENTOS ORDINARIOS

1) Testamento público abierto: Es el que se otorga ante notario público, de conformidad con las disposiciones de las leyes de la materia.

2) Testamento público cerrado: Puede ser escrito por el testador o por otra persona a su petición. El papel en que esté escrito el testamento o el sobre que lo contenga, deberá estar cerrado y sellado, o solicitará que sea cerrado y sellado en su presencia, y lo exhibirá al notario ante testigos.

3) Público simplificado (puede denominarse de diferente manera): Es aquel en el cual, en la misma escritura de adquisición de un inmueble destinado o que vaya a destinarse para vivienda, se establece a los herederos. Esta disposición se realiza ante notario público.

4) Ológrafo: Es aquel escrito de puño y letra del testador. Los testamentos ológrafos no producirán efecto si no están depositados ante la autoridad competente que disponga la legislación de la materia.

En el caso de los especiales, hay de tipo militar, marítimo y privados, entre otros.

Temas

  • Dramas familiares
  • Documento legal
  • Testamentos ordinarios

Comentarios